Cosmología Navajo

Cosmogonía de los Pueblos Originarios
Portada Pueblos Originarios Secciones Pueblos Originarios Facebook Pueblos Originarios Twitter Pueblos Originarios

plusCultura Navajo

Cosmogonía:
El Universo Navajo

La visión de los dinés representada como una pintura de arena, se centra en la tienda familiar.

La primera tienda se construyó en el lugar de surgimiento de los antepasados, que viajaron a lo largo de tres mundos antes de surgir por un gran bambú.

Cada cuarto terrestre se caracteriza por un color, una montaña sagrada, la hora del día y una persona sagrada.

Vigilado por un dios del arco iris, el cielo centellea con las constelaciones y la Vía Láctea, representada por la banda de cruces.

Universo NavajoGuerreros cargan el Sol Azul y la Luna Blanca. Más allá, yace una tierra gobernada por el Gran Viento (amarillo) y el Gran Trueno.

Las Estrellas

Refugio estrellado

En este refugio de Arizona, los pictogramas pueden representar un héroe que viajó de los cielos para recibir el conocimiento práctico de las estrellas. Otra versión de la mitología navajo dice que los símbolos impiden que el techo rocoso se desplome, pues las estrellas sostienen el cielo.

Grandes observadores del cielo, reconocían estrellas y constelaciones y las representaban en los techos de las cuevas y en las pinturas de arena.

Identificaban especialmente cuatro estrellas:

so'tso lizhin (la gran estrella negra)
so'tso litso (la gran estrella amarilla)
so'tso tigai (la gran estrella blanca)
so'tso deshjah (la estrella de puntas)

Registraban más de treinta constelaciones, a la Vía Láctea, la llamaban Yikáísdáhi, algunos nombres de las constelaciones familiares eran:

Náhookos ba'áádi (Casiopea)
Hastiin skai and Dilyéhé (Las Pléyades)
So' hotsii (Aldebarán)
Náhookos bikhá'i (Osa Mayor)

Cuando la Osa Mayor, estaba en el horizonte durante fines de mayo y principios de junio, les indicaba que era el momento de sembrar. Las Pléyades, las utilizaban como indicador del tiempo, con su puesta en invierno, y su aparición en el horizonte durante el solsticio de verano, y como estrella de la mañana en el noroeste en la estación de siembra.

El número cuatro

El número cuatro, sagrado para los navajos, representa los fundamentos de su cutura:

Elementos
esenciales
Pantas
sagradas
Ríos sagrados Montañas sagradas
(definen las direcciones)
Colores principales ('atah'áá t'eego nidaashch'ígíí)
Representan los puntos cardinales y el tiempo.
Valva blanca Maíz Colorado Monte Blanco (Este) Blanco (igai): el amanecer y el Este, desde donde se perciben las primeras luces blancas de la mañana.
Turquesa Calabaza Pequeño Colorado Monte Taylor (Sur) Azul (doot'izh): el sol del mediodía, y el Sur, que generalmente es azul sin nubes.
Oreja de Mar Frijol San Juan San Francisco (Oeste) Amarillo (itso): el atardecer y el Oeste, donde a la puesta del sol se percibe el color amarillo.
Azabache Tabaco Río Grande Hesperus (Norte) Negro (izhin): la noche, el cielo y el Norte, de allí provienen las nubes negras.

Fuentes:

National Geographic: El Espacio.  Viaje del siglo. Edición especial año 2.003

http://www.ancestral.com