Nevado de Chusca

Sitios Arqueológicos y Arqueoastronómicos. Pueblos Originarios de América
Portada Pueblos Originarios Secciones Pueblos Originarios Facebook Pueblos Originarios Twitter Pueblos Originarios
El Nevado del Chuscha se encuentra ubicado a 26º 09 Latitud Sur y 66º 12 Longitud Oeste, en el Departamento Cafayate. Pertenece al Sistema Orográfico de la Cordillera Oriental Andina, formando parte del extremo septentrional de la Serranía del Cajón, que se extiende de Norte a Sur, al oeste del Valle del Río Santa María. Su altitud es de 5.512 m.s.n.m., tratándose de un nevado formado por una cumbre principal, de la cual se desprende un filo occidental y uno oriental, los que presentan a su vez, cumbres secundarias de menor altitud.

Fotografía de la Momia de Chusca en 1924.

El nevado del Chuscha constituye un ejemplo típico de santuario de altura incaico, en el que las cumbres secundarias y precumbres han sido culturalmente apropiadas para la construcción de arquitectura ceremonial, depositos de leñas, ofrendas y ejecución de sacrificios humanos.

Los sitios arqueológicos identificados en el nevado del Chuscha se encuentran emplazados en cumbres secundarias o precumbres que ofrezcan un espacio llano y extenso. Por el contrario, los espacios abruptos y de reducida extensión, como la cumbre principal, no parecen haber sido aprovechados.

Se identificaron tres sitios; dos sobre el filo oriental, y uno sobre el filo occidental.

El primer sitio, ubicado sobre el filo oriental, a 5.165 m.s.n.m., en una explanada precumbrera llana y extensa, consta de dos estructuras, un recinto de planta circular de 2,9 metros de diámetro, y un posible rectángulo ceremonial de unos 6 por 4 metros de superficie, ambas orientadas al Este.

También sobre el filo oriental, a 5.185 m.s.n.m., se relevó un segundo sitio, constituído por dos estructuras, un recinto de muros bajos, de planta ovoidal, de 2,6 metros de diámetro, con muro anexo, y otro recinto de muros bajos, de características semejantes. Acompañando a las estructuras se encontró leña.

En una precumbre del filo occidental, a 5.300 m.s.n.m., se detectaron indicios de una excavación previa, junto a abundantes fragmentos de leña.

A 5.320 metros, se encuentra el santuario donde la tumba de la "Momia de Chuscha" (también llamada "Reina del Cerro" o "Momia de los Quilmes") fue violentada en la década de 1920, su cuerpo y numerosos objetos del ajuar sufrieron las consecuencias del tráfico ilegal de bienes culturales.

El cuerpo de la niña sacrificada a los dioses, fue recuperado y desde el año 2.006 volvió a ser patrimonio de la provincia de Salta.


Fuente:
María Constanza Ceruti. Directora del Instituto de Investigaciones de Alta Montaña de la Universidad Católica de Salta.