Nambiquara (Nambikwara)

Culturas Originarias de América
Portada Pueblos Originarios Secciones Pueblos Originarios Facebook Pueblos Originarios Twitter Pueblos Originarios

Ficha

Nombre: La designación genérica es Nambiquara (también lo podemos encontrar escrito como Nambikwara, Nambicuara y Nhambicuara) término de origen Tupí que significa "oreja agujereada". Ellos se autodenominan Anunsu. Antes que la Comisión Rondon en los primeros años del siglo XX penetrara en sus territorios construyendo una línea telegráfica a través las selvas brasileras se los conocía como "Cabixi".
Existen varios subgrupos:

Nambiquara
del Norte
Nambiquara
del Sur
Nambiquara
Valle del
Guaporé
Da’wandê Halotésu Wasusu
Âlapmintê Kithaulhu Sararé
Yâlãkuntê Sawentésu Alãntesu
Yalakalorê Wakalitesu Waikisu
Mamaindê Alakatesu Hahãitesu
Negarotê    

Hábitat: En pequeñas aldeas en las cabeceras superiores de los ríos Jujuena, Guaporé y antiguamente el Madeira. En lugares donde la navegabilidad no era posible, para evitar la llegada de indios que usaban canoas, como, por ejemplo los grupos tupí.

Ocupan áreas de sabana (halósú), áreas de selva (sá’wentsú) y de transición entre ambas.

Área Cultural: Amazonas Sur (Amazonia, América del Sur)

Lengua: Nambiquara

Vínculos

Cosmogonía:

 • El ritual femenino de la pubertad

 • Chamanismo Nambiquara

Nambiquara: Séptima Parte de Tristes Trópicos de Lévi-Strauss:

 • El mundo perdido
 • En el sertao
 • Sobre la línea
 • En Familia
 • Lección de escritura
 • Hombres, mujeres, jefes.

 

Contacto con los blancos

Los blancos llegaron a sus territorios en el siglo XVIII, atraídos por el descubrimiento de oro en el río Coxipó (1719) y en la meseta São Francisco Xavier (1737), en el extremo sur del territorio Nambiquara.

En 1770, también para buscar oro en la región, se construyó una carretera para unir Fuerte Bragança con Villa Bela, los registros del emprendimiento mencionan la presencia de los "Cabixi" (nombre con los que en ese momento se conocía a los Nambiquara) en el curso superior del río Cabixi, el río Iquê y el curso inferior del río Juruena.

Hacia fines del siglo XVIII, las minas de la meseta São Francisco Xavier se estaban agotando y muchas de las ciudades que surgieron en la región fueron abandonadas. En su transcurso los Cabixi no cesaron de atacarlas.

En 1854 se inició la explotación de la Carapichea ipecacuanha, planta medicinal originaria de la zona, de gran valor en la época en el mercado europeo, se ha registrado la hostilidad de los Cabixi a los trabajadores.

Cuando en 1907 la Comisión Rondon inició la expedición al valle del río Juruena para establecer líneas telegráficas entre el Mato Groso y el Amazonas, los Nambiquara estaban en contacto con los siringueros (extractores de caucho), con los que tenían frecuentes enfrentamientos.

Las líneas telegráficas también abrieron el camino para que se produjese la penetración de los misioneros en el territorio Nambiquara, la relación siempre fue conflictiva.

En 1910 fue fundado el Servicio de Protección Indígena (SPI) y con él se inició una relación más pacífica, aunque los Nambiquara continuaron perdiendo territorios y miembros. Del extenso territorio que fuera tradicionalmente ocupado por cerca de 30 grupos Nambiquara, hoy se asientan en en nueve Tierras Indígenas no continuas: valle del Guaporé; Pirineus de Souza; Nambiquara; Lagoa dos Brincos; Taihãntesu; Pequizal; Sararé; Tirecatinga y Tubarão-Latundê.

vivienda
En el censo realizado por la FUNAI (Fundación Nacional del Indio) en 2002, los Nambiquara sumaban 1.331 individuos.

Modo de vida

Los Nambiquara eran seminómades, pasaban la mayor parte del tiempo trasladándose.

Durante las expediciones de caza, o durante los viajes para visitar parientes distantes, los Nambiquara tenían por costumbre permanecer en habitaciones temporarias.

Las aldeas son lugares en los que los grupos Nambiquara permanecen durante el período lluvioso. La localización de una aldea acostumbraba a cambiar cada 10 o 12 años.

Casa de flautas
Habitaban distintos tipos de moradas, los grupos del norte usaban viviendas cónicas; los de la región del Guaporé, casas amplias, en el valle del Juruena; pequeñas y semiesféricas.

Los campos de cultivo están fuera de la aldea, a veces a dos o tres horas de camino. En estos casos se acostumbra a construir abrigos temporarios para los períodos de plantación y recolección.

La plaza de la aldea es el centro de la vida pública, donde se realizan los rituales y se entierran los muertos.

En el patio central de la aldea se situaba la casa de las flautas, lugar destinado a guardar estos instrumentos fabricados en caña tacuara, cuya visión les es prohibida a las mujeres.

Click sobre las imágenes para ampliarlas 

Niños Nambiquara

Fotografía de Vitor Nogueira. (Realizada entre 1993 y 1998)

Mujer Nambiquara

Fotografía de Vitor Nogueira. (Realizada entre 1993 y 1998)

Nambiquara con adornos faciales.

Fotografía de Vitor Nogueira. (Realizada entre 1993 y 1998)

Nambiquara desfilando en el “Festival Nacional da Cultura Indígena 2013” realizado en Bertioga, estado de San Pablo.

Artesanías Negarotê - Nambiquara

Nambiquara.

"Ni los hombres ni las mujeres usan ropa, ... la estatura de los Nambiquara es pequeña: 1,60 m para los hombres, 1,50 para las mujeres".

Fotografía de Lévi-Strauss.

Mundo Nambiquara

Alimentándose con una masa realizada con mandioca cocinada bajo las cenizas.

Fotografía de Lévi-Strauss.

Mundo Nambiquara

Caza del día: tucanes.

Fotografía de Lévi-Strauss.

Mundo Nambiquara

Polígamos o monógamos, ellos se demuestran un alegre afecto.

Fotografía de Lévi-Strauss.

Despioje

Ellas mantienen el cuidado de su aspecto aún cuando se les quitan los piojos -observar las pulseras hechas de pedazos de la cola del armadillo-, tarea que a veces realizaban varias personas a la vez.

Fotografía de Lévi-Strauss.

Adornos faciales

Barras, pasadores nasales emplumados, tembetás de fibra de bambú, son objeto de variaciones diarias.

Fotografía de Lévi-Strauss.

Joven Nambiquara.

Fotografía de 1938.

Fotografía de Lévi-Strauss.

Tiro con arco.

Lévi-Strauss fotografía a un Nambiquara que muestra la técnica del tiro con arco.

Fotografía de Lévi-Strauss.

Sueño Nambiquara

Caso excepcional entre los indios sud americanos (que son los inventores de la red para dormir), los Nambiquara duermen en el suelo.

Fotografía de Lévi-Strauss.

Oftalmía purulenta

Una epidemia de oftalmía purulenta muy dolorosa afectó a los Nambiquara durante la estadía de Lévi-Strauss. Varios miembros de su expedición fueron contaminados. Hubo escenas desoladoras.

Fotografía de Lévi-Strauss.

Oftalmía purulenta

Los Nambiquara trataban la infección con un líquido -cuya naturaleza Lévi-Strauss no pudo determinar- que aplicaban con una hoja enrollada en forma de cono que funcionaba como gotero.

Fotografía de Lévi-Strauss.


Fuente:

http://pib.socioambiental.org/pt