Tapuyas (Tapuias)

Culturas Originarias de América
Portada Pueblos Originarios Secciones Pueblos Originarios Facebook Pueblos Originarios Twitter Pueblos Originarios
Ficha  

Tapuya, Tapuia, Tarairiu. En el siglo XVI, cuando llegaron los europeos a Brasil, tomaron contacto con grupos Tupí-Guaraní que estaban esparcidos por prácticamente toda la costa. Estos llamaban a los indígenas que hablaban una lengua diferente "Tapuia" ("enemigo").

Hábitat: Para los europeos en el inmenso territorio brasileño solo existían dos naciones indígenas: Tupí-Guaraní y Tapuia. Los primeros ocupaban las zonas costeras -entre la desembocadura del Amazonas y el Río de la Plata-, a los Tapuia le asignaban el resto.

Área Cultural: Selva Atlántica (América del Sur)

Lengua: Macro-Jê (Yê o Gê). A comienzos del siglo XX, los antropólogos adoptaron la denominación de "gês" para su grupo de familias lingüísticas. El nombre Macro-Jê es utilizado para referirse a un amplio grupo de lenguas, que incluye las "gê" y las que se suponen relacionadas con ellas. Abajo el mapa muestra la distribución de las mencionadas lenguas.

La denominación de "Tapuyas" fue utilizada por los europeos para referirse a los pueblos indígenas del litoral Brasil que no eran de lengua Tupí-Guaraní. Fueron los antiguos dueños de la región, expulsados de la costa hacia el interior por grupos tupis que la ocuparon desde la desembocadura del Amazonas hasta el Río de la Plata.

Según el científico alemán Hermann von Ihering (1850 -1930) las tribus emparentadas compartían rasgos etnográficos y físicos: el cráneo de los Tapuyas es dolicocéfalo y el de los Tupis braquicéfalo.

Los tapuias, difíciles de catequizar y conquistar, fueron duramente combatidos, muchos grupos exterminados.

Pinturas de Albert Eckhout

Juan Mauricio de Nassau, designado en 1637 gobernador de las posesiones de la Compañía Holandesa de las Islas Occidentales, encargó al pintor Albert Eckhout (Países Bajos, 1610 -1666) la realización de cuadros de la naturaleza y de los indígenas de Brasil, tal vez destinados a decorar uno de los palacios de Recife. Los Tapuias eran mas difíciles de catequizar y conquistar que los Tupí-Guaraní, las pinturas intentan exaltar su "salvajismo". Hoy se exhiben en el Museo Nacional de Dinamarca.

Danza de los Tapuyas: Ocho hombres danzan en presencia de dos mujeres. Las piedras y los huesos que atraviesan el labio inferior, los lóbulos de las orejas y las mejillas de los hombres y la casi total desnudez de ambos sexos eran símbolo de salvajismo. Cuando Juan Mauricio regresó a La Haya, organizó una exhibición de la danza en su palacio urbano.

Hombre Tapuya: Representa al personaje desnudo con sandalias y sus armas para la guerra. En la mano de derecha sostiene un lanzador de dardos y en la izquierda un garrote con los bordes afilados. En la ideología europea de la época "Estos sólo saben hacer guerra a los colonos". El hombre presenta un adorno envolviendo la cabeza, para sostener el pelo y como base para las plumas. La construcción ideológica se completa con un paisaje salvaje como fondo -sin cultivos- y una serpiente muerta a los pies del guerrero.

Tradicionalmente vivían de la caza, la pesca, la recolección y de algunos cultivos (yuca). Para la caza utilizaban grandes arcos; fabricaban hachas de piedra pulimentada y garrotes con bordes afilados para el combate.

Los tapuyas eran corpulentos, de rostro duro, lo que los hacía muy temidos. No usaban ropa, solo cubrían sus partes íntimas; pintaban su cuerpo y adornaban el lóbulo de la oreja, nariz y boca con trozos de hueso o madera colocados en agujeros hechos en la piel.

Eran nómadas, gustaban de vivir al aire libre. Se detenían donde podían aprovisionarse de comida. Para dormir formaban un lecho de hojas sobre el suelo.

Su matrimonio es monógamo. Generalmente los grupos se dividían en dos mitades, los miembros de una mitad solamente se podían casar con miembros de la otra mitad y el que se casa pasa a formar parte del grupo al que pertenecía la mujer.

Adoraban las fuerzas de la naturaleza: el trueno, la luna y el sol, también creían en las fuerzas espirituales de algunos animales (serpientes, aves). Practicaban sacrificio de animales y la antropofagia, incluso con los muertos de su propia tribu.

Distribución de los Tapuyas. Septentrionales (Cayapos, Goyatacas, Botocudos, Chavantes, Puris) y Meridionales (Guayanas, Minuanos, Guanaos). Según Hermann von Ihering en A Anthropologia do Estado de São Paulo (1907).