Valle de Uspallata

Sitios Arqueológicos y Arqueoastronómicos. Pueblos Originarios de América
Portada Pueblos Originarios Secciones Pueblos Originarios Facebook Pueblos Originarios Twitter Pueblos Originarios
El Valle de Uspallata está ubicado entre los 1.900 y 2.500 m.s.n.m., el Río Mendoza lo atraviesa perpendicularmente en su zona sur. El nombre proviene del quechua, significando "garganta" o "paso preferido", tal vez indicando el paso del Camino del Inca que lo recorre de norte a sur.

El camino venía de San Juan, donde después del Paso del Lámar, cruzaba las serranías de Guacalmayo, pasaba por el Tambo de Tocota, bajaba el Valle de Calingasta y entraba en Mendoza.

La primera tambería la encontramos en la Ciénaga de Yalguaraz, y luego en el Valle de Uspallata había tres tambos alienados: Tambillos, Ranchillos y Tambillitos; de aquí por el cajón del Río Mendoza se llegaba al actual territorio chileno. Luego estos sitios, las evidencias desaparecen. Se consideran como los últimos enlaces incas en Argentina.

En Chile se extendieron hasta el Río Maule, este camino les aseguraba el acceso a las instalaciones mineras.

Tambillos

El sitio se ubica a unos 25 km. al norte de la Villa de Uspallata a una altura de 2.200 m.s.n.m., en el margen sur del arroyo homónimo.

A pesar de ser una construcción netamente incaica se han encontrado vestigios de poblamiento anterior a la llegada del imperio.

La construcción consiste de una estructura formado con muros de pircas, que encierran otros muros que delimitan recintos, plazas y corrales.

Charles Darwin (1809 - 1882), las describió en su obra "Viaje de un naturalista alrededor del mundo":

"En varias partes de la cordillera he visto ruinas indias; las más perfectas que he podido visitar son las Ruinas de Tambillos, en el paso de Uspallata. Son camaritas cuadradas, reunidas en grupos separados entre sí. En algunos sitios se conserva en pie el porche de estas cámaras, que está formado por dos montantes de piedra de unos tres pies de altura, reunidos en lo alto por una losa. Ulloa, por su parte, ha indicado lo muy bajas que eran las puertas de las antiguas habitaciones peruanas. En estas casas debía caber gran número de personas; y si hemos de creer la tradición, se habían construido para servir de lugares de descanso a los incas cuando atravesaban las montañas. Se han descubierto indicios de habitaciones indias en otros muchos puntos en que no parece probable que sirvieran de simples lugares de reposo; sin embargo, los terrenos circundantes son tan poco a propósito para ninguna clase de cultivo como los inmediatos a Tambillos, o al Puente de los Incas, o al paso del Portillo, sitios en que también he visto ruinas. He oído hablar de las ruinas de las casas situadas en el desfiladero de Jajuel, cerca de Aconcagua, donde no hay ningún paso, y el desfiladero tiene gran elevación, es en extremo frío y su terreno absolutamente estéril. Primero he pensado que estos edificios podían ser lugares de refugio construidos por los indios a la llegada de los españoles; pero después de haber estudiado la cuestión más cerca, me inclino a creer que el clima se ha modificado un poco."

Potrero La Chanchería. Culto a la Pachama.

A 5 km. de Uspallata, al oeste de las Bóvedas (construcciones jesuitas del siglo XVIII para el tratamiento de minerales), se ubica Potrero La Chanchería. En el lugar se localizaron tres sitios con ofrendas rituales a la Pachamama.

La Pachamama (Madre tierra) es la fuerza germinadora de la naturaleza. Como los mortales que cobija, ella siente hambre y sed. La "corpacharla" (darle de comer) consistía en cavar hoyos en los que se enterraban comidas y bebidas acompañando con rezos e invocaciones a la diosa.

Los hallazgos de 26 cm de diámetro y 16 de profundidad tiene una construcción de mayor esmero de lo que hoy en día se practica. Los interiores se encuentran revestidos con manos de moler, herramientas realizadas en granito con superficies pulimentadas, que utilizaban en la molienda de granos, esencialmente maíz.

En el interior había fragmentos óseos de camélidos, de alfarería indígena, e indicios de carbón. Es particular el uso de las manos de moler en la construcción, debiendo tratarse de una ofrenda y no un mero recurso arquitectónico.


Se han detectado dos momentos de ocupación en el Potrero de Chanchería.

Uno de ellos, más antiguo, con cerámicas de superficies grises, con o sin decoración geométrica grabada, propia de los tipos que en general se reconocen en el norte y centro de Mendoza como de la Cultura de Agrelo, mientras que los más recientes ofrecen tipos cerámicos de superficie naranja, con decoración geométrica pintada que, usando igualmente símiles regionales, refieren a culturas arqueológicas como la denominada Viluco, Viluco-Inca e Inca.

Ranchillos

El Tambo Ranchillos era un centro regional–administrativo. Se trataba de la mayor instalación incaica en la región.

La estructura era la clásica construcción de habitaciones con corredor perimetral, dentro de un rectángulo pircado.

Tambilitos

Tambillitos es la última tambería encontrada en el actual territorio argentino antes de llegar a Chile.

Está ubicada a unos 2.000 m.s.n.m. Se han hallado fragmentos de cerámica inca junto a la diaguita chilena.