Cultura Belén

 
 
Cargando ....
  Culturas nativas de América
PortadaPortada Culturas Áreas Culturales Primeros Americanos Sitios Arqueológicos Arte Precolombino Cosmogonía Dioses y Personajes Míticos Lenguas Escritura y Simbología Biografías Textos y Documentos Mapas Colecciones Pictóricas y Fotográficas
 
 
 
 
 
Disco Museo Adán Quiroga

Disco de bronce. Museo Adán Quiroga, Catamarca.

Vínculos Culturas NOA:
Cronología Cultural
Sitios NOA
Sitios Cuyo
Artes
Se asentó en el valle de Hualfín, Catamarca y su nombre responde a la localidad homónima, alcanzando su radio de influencia hasta el valle de Santa María al norte y la ciudad de La Rioja al sur, y su apogeo entre los años 1000 y 1450 d. C.

Se puede apreciar la existencia de distintas fases en las viviendas: primero grandes casas comunales, como para tres o cuatro familias; luego, las habitaciones aisladas; y finalmente, habitaciones agrupadas en sitios estratégicos. Las casas son unidades formadas por varias habitaciones de planta rectangular que se comunican al exterior por puertas estrechas. En el tercer período se nota la influencia de la cultura inca.

La cultura Belén desarrolló la agricultura en andenes de grandes extensiones. En los faldeos del valle de Hualfín las andenerías cubren muchísimas hectáreas. Dentro de estos campos destinados a la agricultura es posible encontrar habitaciones que debieron usar en forma esporádica las personas dedicadas a la labranza.

La cerámica es generalmente de pasta roja por haberse cocido a atmósfera oxidante. La forma más común es la de urnas, usadas para el entierro de niños o como simples cántaros.

En metalurgía fabricaron gran cantidad de hachas ceremoniales, escudos, campanas, cuchillos y brazaletes. Son notables los discos, cuyo uso quizás haya sido para escudos, ya que poseen el la parte posterior dos pequeñas agarraderas donde se colocaba una lonja de cuero. Muy característicos de la la cultura Belén son pequeños colgantes rectangulares de metal que en el borde superior tienen dos figuras zoomorfas enfrentadas; sin duda son adornos pectorales.

En madera son comunes los útiles para tejer, las manoplas similares a las metálicas y los tallados zoomorfos. Con calabazas fabricaron cucharas y recipientes.

En el aspecto fúnebre usaron la cista de planta circular y bóveda en saledizo. Además del frecuente uso de urnas para el entierro de párvulos, también existía la modalidad de inhumar a los adultos en grandes urnas a veces acompañados por adornos realizados en finas láminas de oro. Los cadáveres eran envueltos en textiles de alta calidad.

Santa María y Belén constituyeron dos facetas de un mundo compartido, donde el intercambio social y de productos fue muy dinámico, sobre todo, en los momentos finales prehispánicos, aunque cada uno mantuvo su propio estilo y su ámbito territorial independiente del otro. Junto con Sanagasta integran el gran conjunto protohistórico de los pueblos Diaguitas, con un nexo común entre los distintos aspectos culturales: la lengua Kakán.


Fuentes:

Argentina Indígena Vísperas de la Conquista. Alberto Rex González y José A. Pérez. Editorial Paidós. 2.000

http://www.catamarcaguia.com.ar/Arqueologia/Manual/06_Tarrago/Desarrollos_Regionales2.php