Thor Heyerdahl

 
 
Cargando ....
  Biografías
PortadaPortada Culturas Áreas Culturales Primeros Americanos Sitios Arqueológicos Arte Precolombino Cosmogonía Dioses y Personajes Míticos Lenguas Escritura y Simbología Biografías Textos y Documentos Mapas Colecciones Pictóricas y Fotográficas Efemérides. TwitterEfemérides
 
 
 
 
 
Thor Heyerdhal

Noruega

1914 - 2002

Thor Heyerdahl dedicó su vida a demostrar que los océanos no aislaron a las distintas culturas durante los últimos 5.000 años, ya que el hombre disponía de barcos con los que podían cruzarlos

Nació el 6 de Octubre de 1914 en Larvik, Noruega. Fue un amante entusiasta de la naturaleza, inspirado por su madre, quien era la directora del museo local, cursando la escuela primaria, implementó un pequeño museo zoológico en su casa.

Thor Heyerdahl luego ingresó en la Universidad de Oslo, donde se especializó en zoología y geografía hasta antes de su primera expedición a la polinesia en 1937.

Llegado a la Polinesia, el joven estudiante y su esposa Liv fueron adoptados por el jefe de la Isla de Tahiti, llamado Teriieroo en 1937. Luego de estudiar la forma de vida y costumbres polinesias, los Heyerdahl se establecieron por un año entero en la aislada y solitaria isla de Fatuhiva perteneciente al grupo de las Marquesas. Mientras hacía trabajos de investigación sobre los orígenes transoceánicos de los animales de la isla, se dedico muy especialmente a conocer las tradiciones de la vida polinesia. En este periodo se enteró de diversas leyendas que contaban que los hombres del Pacífico Sur y América llegaron a las islas de la Polinesia. Haciendo un análisis y estudio de las corrientes marinas y vientos reinantes en la zona comenzó a cuestionar la teoría clásica sobre poblamiento de la polinesia por parte de hombres del sur asiático, que supuestamente navegaron 5 000 millas en contra de las corrientes, lo cual era una hazaña poco probable. En cambio, Heyerdahl se convenció que los hombres habían venido del este tal como la fauna y la flora lo hicieron.

Dejando de lado sus estudios sobre zoología, Heyerdahl comenzó un estudio intensivo para poner a prueba su nueva teoría sobre los orígenes de la raza y cultura polinesias. Sugirió que la migración a la polinesia había seguido la corriente natural del Pacífico Norte, y por lo tanto encaminó sus investigaciones sobre los orígenes en la costa de la Columbia Británica y Perú. Mientras trabajaba en el Museo de la Columbia Británica, Heyerdahl publicó por primera vez su teoría (International Science, New York, 1941) que sustentaba que la polinesia había sido poblada por dos olas sucesivas de inmigrantes. Los resultados de los estudios de Heyerdahl fueron luego publicados con el título de "Indios Americanos en el Pacífico" (Stockholm, London, Chicago, 1952), donde asegura que los primeros colonos de la Polinesia llegaron desde Perú hacia el 500 d.C. y, a su vez, una nueva ola de colonos llegó desde la costa noroeste de América hacia el 1000-1300 d.C.

Interrumpidos sus estudios debido al estallido de la Segunda Guerra Mundial, Heyerdahl regresó a Noruega como voluntario para las Fuerzas Noruegas de Liberación, eventualmente sirviendo como paracaidista en una unidad de Finnmark.

Kon-Tiki

El Kon-Tiki listo para partir en el Puerto del Callao. La balsa era una copia exacta de las antiguas embarcaciones indias. Una cabina abierta de bambú en popa y dos mástiles.

Después de la Guerra continuó sus investigaciones y para poder dar mayor peso a sus argumentos, Heyerdahl decidió conseguir financiamiento para la memorable expedición Kon-Tiki, que, usando una balsa de palos intentaría surcar el Océano Pacífico desde Perú hasta la Polinesia.

Luego de grandes peripecias, lograron conseguir la madera balsa que necesitaban para la construcción de la Kon-Tiki en las selvas del Ecuador y llevaron luego todo este material a los astilleros del Callao donde recibió la ayuda de la Marina de Guerra del Perú, con la expresa orden del excelentísimo presidente de la República Dr. José Luis Bustamante y Rivero con quien Heyerdahl entablo una estrecha amistad. En 1947, Heyerdahl y cinco compañeros zarparon del Callao, y cruzaron 8000 Km. de mar que separan América de la Polinesia en 101 días llegando al Atolón de Raroia, en el Archipiélago de las Tuamotu. A pesar del escepticismo de los especialistas que veían muchas de sus teorías derrumbadas por la gran hazaña de un grupo de intrépidos hombres. Con esto probó que los aborígenes si podían haber tenido habilidades muy desarrolladas para la navegación en alta mar y por lo tanto los antiguos peruanos pudieron haber llegado a la polinesia de esta manera.

Posteriormente organizó y dirigió la Expedición Arqueológica Noruega a las Islas Galápagos. El grupo se encargó de investigar los vestigios prehispánicos, encontrando una flauta de procedencia inca y pedazos de mas de 130 ceramios que luego fueron identificados como preincaicos.

Las Islas Galápagos están localizadas a mas de 1000 kilómetros de las costas del Ecuador y por primera vez la arqueología Sudamericana se extendió mas allá de las fronteras del continente, en el Océano Pacífico. Paralelamente a esta expedición, Heyerdahl trabajó con expertos en el redescubrimiento de la guara, un medio de navegación usando una pequeña balsa plana utilizada por los indios del Perú y Ecuador. A partir de esta herramienta, no usada en la expedición de la Kon-Tiki, quedo claro que los antiguos pobladores de Sudamérica tenían los medios tecnológicos para hacer viajes de largas distancias a través del Pacífico.

Tres años después, en 1955-1956, Heyerdahl encabezó una gran expedición de 25 hombres a la Isla de Pascua para realizar extensas excavaciones. Los hallazgos probaron la existencia de tres distintas épocas culturales, de las que la segunda produjo las conocidas estatuas de piedra. Las excavaciones dejaron al descubierto estatuas más antiguas y muy similares a las encontradas en Bolivia.

Dataciones hechas con carbono-14 mostraron que la isla había sido ocupada desde aproximadamente el año 380 d.C., cerca de 1000 años más tempranamente de lo que los científicos previamente creían. Excavaciones indicaron que muchas obras hechas de piedra eran muy similares a las hechas por las culturas peruanas. Algunos pobladores de la Isla de Pascua contaron que de acuerdo a sus leyendas ellos originalmente llegaron provenientes de lejanas islas del Este. Los resultados del trabajo de Heyerdahl fueron ampliamente discutidos al ser presentados en el Décimo Congreso del Pacífico en Honolulu (1961) donde, a la luz de todas las pruebas, las teorías migratorias de Heyerdahl tomaron gran importancia e influencia.

Cuando le preguntaron durante una entrevista cuál consideraba que era su mayor aporte a la ciencia, Heyerdahl respondió: "Probablemente, el más conocido: demostrar que los océanos no aislaron a las distintas culturas durante los últimos 5.000 años, ya que el hombre disponía de barcos que podían cruzarlos. Después de mis expediciones en embarcaciones de juncos, los investigadores aceptan que en los últimos 5.000 años los océanos han unido, más que dividido, a la humanidad".

Heyerdahl, quien estaba convencido de que "los océanos unen a la humanidad; no la dividen", refutó por completo la idea de que nadie era capaz de cruzar el océano en épocas preeuropeas, así como la que sostenía que las culturas de Pacífico no podían haber participado de la colonización de la Polinesia. También demostró la factibilidad de que las culturas primitivas de México y Perú hayan establecido contacto con los pueblos del Norte de África y de que los antiguos sumerios pudieron mantener relación marítima con el valle del indo o las orillas del mar Rojo.

Heyerdahl volvió a navegar en 1969 como jefe de la primera expedición Ra, cuyo objetivo era similar al del Kon-Tiki. A bordo del Ra, un barco hecho de caña que tomó el nombre del dios egipcio del sol, la expedición dejó Safi en Marruecos en un intento de cruzar el Atlántico y probó que las embarcaciones de papiro de los antiguos egipcios habían sido capaces de cruzar el Atlántico.

En cualquier caso, después de un viaje de 5.000 kilómetros, el Ra empezó a quebrarse debido a un fallo en la construcción. El viaje se tuvo que suspender. La expedición Ra II, organizada un año después, fue un éxito, pues llegó a Barbados después de un viaje de dos meses y 6.100 kilómetros. El Ra II probó que las embarcaciones como el Ra podían haber navegado en época prehistórica con las corrientes Canarias cruzando el Atlántico.

En 1977, Heyerdahl todavía emprendió otro viaje con un barco de caña, en esta ocasión también para comprobar teorías sobre las antiguas rutas oceánicas. El objetivo de la expedición Tigris fue aclarar y arrojar luz sobre las rutas comerciales, así como los contactos culturales desde el 3.000 a.C. entre Sumeria, en Mesopotamia, y un número de otros centros culturales en Oriente Medio, nordeste de África y el actual Pakistán.

Tras la expedición Tigris, Heyerdahl se involucró en la investigación de la historia antigua de las Maldivas, en el Océano Índico. Además, en Tenerife descubrió una pirámide orientada al sol que podría datar de la época de los guanches, pueblo indígena de las islas Canarias. Heyerdahl también dirigió excavaciones en un extenso territorio en Tucume, Perú, donde se encontraron 26 pirámides andinas.

Thor Heyerdahl murió el 18 de abril de 2002, a la edad de 87 años.


Fuentes:

http://www.playasperu.com/articulos/Heyerdahl.htm

http://www.noruega.es/history/expolorers/heyerdahl/heyerdahl.htm

http://www.turismoaventura.com/comunidad/contenidos/actualidad/act14.shtml