Juan Bautista Ambrosetti

Biografías de Pueblos Originarios
Cargando ....
Portada Pueblos OriginariosPortada
Twitter Pueblos Originarios
Secciones Pueblos OriginariosSecciones
Juan Bautista Ambrosetti

Argentina

1865 - 1917

Paleontólogo, arqueólogo e historiador, Juan Bautista Ambrosetti nació el 22 de agosto de 1865 en Gualeguay (Entre Ríos), hijo de un comerciante inmigrante lombardo de sólida posición económica.

En 1871 la familia se trasladó a Buenos Aires y Juan Bautista cursó los estudios primarios en el Colegio Catedral al Norte (hoy José Manuel Estrada) y en el English College, y la secundaria, hasta el cuarto año, en el Colegio Nacional de Buenos Aires.

Contrajo matrimonio con Helena Holmberg, hija del naturalista Eduardo Ladislao, y se incorporó, por esta vía, a la élite porteña conformada por las antiguas familias criollas.

Como muchos de su generación, Ambrosetti fue un autodidacta en ciencias naturales ya que abandonó los estudios secundarios y careció de una educación universitaria sistemática. En cambio, se formó en el trato personal al lado de Florentino Ameghino y Eduardo Holmberg (su suegro), y adquirió amplia experiencia como naturalista viajero que realizaba largos itinerarios de exploración científica.

En 1885 se sumó a las expediciones de naturalistas que realizaron investigaciones en el Chaco y, de regreso, publicó sus experiencias bajo el seudónimo de "Tomás Bathata". Poco después fue designado director de la sección Zoología del Museo Provincial de Paraná, donde trabajó con Pedro Scalabrini, profesor de la clase de geología.

Tuvo distintos puestos en el Instituto Geográfico Argentino, en la Sociedad Argentina de Proyecciones Luminosas, en la Sociedad Científica Argentina y en el Museo Natural de Ciencias Naturales Bernardino Rivadavia, dirigido por Florentino Ameghino, como encargado del área de arqueología.

Monumento en Tilcara

Ampliar imagenUna noche de enero de 1908, la señora María Elena Holmberg de Ambrosetti revisaba unas anotaciones en el interior de su tienda de campaña, junto al morro contiguo a un pequeño poblado quebradeño, cuando repentinamente entró su esposo sumamente agitando: “¡Nelly! -le dijo abrazándola fuertemente- ¡es Troya, es Troya!”. Había descubierto la milenaria ciudad de Tilcara.

Hoy, el monumento en forma de pirámide que se alza en la plaza central de las ruinas de Tilcara lo recuerda junto a su discípulo, Salvador Debenedetti.

Viajero e investigador incansable, realizó numerosas expediciones que enriquecieron los conocimientos de topografía, arqueología y etnografía del país. Representó por primera vez a la Argentina en el Congreso Científico de Nueva York, celebrado en 1902.

En 1903 fue nombrado profesor suplente a cargo de la cátedra de Arqueología Americana en la Facultad de Filosofía y Letras de la Universidad de Buenos Aires.

En 1906 fundó y organizó integralmente el Museo Etnográfico, aportando su colección personal de más de 20 mil piezas arqueológicas. El Museo Etnográfico fue la primera institución dedicada a esa disciplina en el país.

Estudió costumbres y creencias de las culturas precolombinas y halló ciudades prehistóricas como La Paya, en Salta.

En 1908 en la Quebrada de Humahuaca, identificó el Pucará de Tilcara, durante los veranos de tres años consecutivos comandó un equipo que exploró el lugar y extrajo unas tres mil piezas.

Es uno de los sabios precursores del estudio del "folklore" argentino. Su libro "Supersticiones y leyendas" constituye un valioso aporte para el conocimiento de la cultura calchaquí. En su viaje a Tucumán descubrió los famosos "menhires" de Tafí.

La obra de Ambrosetti comprende una amplia gama de estudios históricos, etnográficos, lingüísticos, arqueológicos y antropológicos; fue pionero en el estudio del folclore nacional y es considerado el iniciador de la arqueología científica.

En 1910 la Universidad de Buenos Aires le concedió el título de Doctor Honoris Causa.

Realizó publicaciones para el Zoológico de Buenos Aires, el Instituto Geográfico Argentino, la Sociedad Científica Argentina, el Museo Nacional de Buenos Aires, el Museo de La Plata y la Facultad de Filosofía y Letras (UBA), el Boletín de la Academia Nacional de Ciencias de Córdoba, la Escuela Positivista de Corrientes y el Investigador, y el Boletín Nacional de Agricultura. Su obra quedó documentada en más de setenta publicaciones, entre ellas: "Los monumentos megalíticos de Tafí del Valle", "La civilización calchaquí", y "Los cementerios prehistóricos del Alto Paraná".

Murió en Buenos Aires el 28 de mayo de 1917, reconocido por la comunidad científica internacional.


Fuentes: http://www.cruzadadelrosario.org.ar/revista/0806/ambrosetti.htm